28 de marzo de 2020, 19:57:26
EDITORIAL


Rajoy se emborracha con petróleo



Sería conveniente que Mariano Rajoy bajase del firmamento monclovita, aparcase por un momento las cifras macroeconómicas que al parecer le son favorables y bajase a conocer de cerca la auténtica realidad de su sacrificado país. En pleno debate del estado de la Nación. el presidente no ha tenido otra idea que mostrarse a las claras partidario de las prospecciones petroleras "si así lo permiten los informes medioambientales". ¡Y que van a decir estos informes si los confeccionan sus propios subordinados!

Pero para remachar cual es su estrategia, Rajoy sacó a colación los ejemplos del Reino Unido, Noruega y Canadá, que extraen petróleo en sus dominios ¡y reciben turistas! Es delirante. ¿Podría explicar Rajoy qué playas de estos países acogen turismo de masas? ¿Podría indicar cual es su temperatura media en verano? ¿Podría informar de cuántas veces al año ven el sol con todo su esplendor? Para Balears, o para Canarias, el chapapote que podría producir una prospección o una extracción mal realizada podría suponer la más espantosa de las ruinas. O petróleo o turismo de masas. No hay término medio.

Rajoy se ha emborrachado pensando en el petróleo, olvidando que los perjuicios pueden ser mucho más grandes que los beneficios. Y si éstos existiesen, no serían para los baleares. El dinero se iría descaradamente a Madrid. Partiría para engordar el poder central mientras el riesgo y el peligro de miseria se quedaría en la periferia balear, a la que mientras pudieran seguirían exprimiendo con un déficit fiscal que clama al cielo. No se puede consentir. De Balears se llevan ahora buena parte de los beneficios del turismo y ya se preparan para chupar gratis nuestro petróleo y dejar a los isleños la porquería. Eso ya no es ni explotación ni humillación,  Es una estafa de dimensiones cósmicas, o cómicas por la jeta que ponen en el empeño, según se mire. Toman por tontos a los habitantes de este Archipiélago.

Encima, Rajoy deja en ridículo a su propio partido. El Gobierno central se agarra a que a estas prospecciones len el Mar Balear las autorizó Zapatero. No es excusa. La plana mayor del PP Balear se puso el sábado pasado la camiseta azul en la manifestación anti sondeos celebrada en Palma. ¿Con qué cara van a presentarse a las elecciones autonómicas del año que viene si Madrid autoriza antes las prospecciones o mantiene una postura claramente favorable como ha hecho Rajoy? ¿En qué situación queda Bauzá,,  que ha afirmado que el petróleo de Balears es el turismo?

El presidente del Gobierno sólo piensa en él. Oler petróleo atrae inversores extranjeros y genera apoyos internacionales ávidos del negocio que produce el oro negro. Estos sondeos, si anuncian la existencia de pozos petrolíferos en el Mar Balear, pueden ser positivos de cara a las esperanzas de Rajoy de poder anunciar una mejora económica española cuando se acerquen las elecciones generales. Pero a un precio terrible: habrá hecho un daño terrible a la imagen de Balears y a su propio partido en esta tierra.
mallorcadiario.com.  Todos los derechos reservados.  ®2020   |  www.mallorcadiario.com