14 de octubre de 2019, 18:43:52
EL INFILTRADO

EL INFILTRADO |


Sainete de dudoso gusto de la Policía Local



Como si no hubiera más lugares en Palma, dos patrullas de la policía local de Ciutat fueron a ‘coincidir’ en el parking de los viveros Isla Verde, es decir, en la misma empresa en la que hace unos días interrumpió la policía local anunciando al dueño el cierre inmediato de la misma. Según ha podido saber este Infiltrado, el alarmado empresario se acercó a los cuatro hombres y les preguntó por el motivo de su visita: "¿ha pasado algo? ¿Algún delincuente por la zona?". Pero la contestación fue mucho más prosaica: “nos hemos encontrado por casualidad y queríamos saludarnos”. Parece ser que el sorprendido empresario decidió entonces invitarles a tomar café para que su ‘casual encuentro’ les resultara más ameno. Finalmente, tan solo dos de los hombres entraron en la tienda, al parecer, los mismos agentes de la patrulla verde que habían interrumpido pocos días antes amenazando con cerrar el local. Una interrupción, por cierto, que tuvo lugar mientras el martirizado empresario estaba reunido con el conseller de Presidencia del Govern, Albert Moragues, y la consellera insular de Comercio, Isabel Oliver, para tratar el tema y quienes, por cierto, parece que quedaron muy sorprendidos con lo que estaba sucediendo. ¿Un error de coordinación el que, mientras se producía un encuentro con intención de buscar una solución, la policía local irrumpía en el negocio amenazando el cierre? Aunque esta vez parece que los agentes, muy sonrientes y relajados le dijeron al dueño que venían “a rectificar” la visita del martes y para demostrarlo, los agentes no redactaron el impreso en el lugar, como de costumbre, sino que ya traían todo lo que tenían que traer puesto por escrito. Pero lo más rocambolesco en toda esta historia es que desde el pasado día 27 los representantes del sector de la jardinería habían solicitado una reunión con la alcaldesa de Palma, Aina Calvo, y parece ser que los jardineros se enteraron ayer de que se les había citado para el pasado día 10 de febrero con el gerente de urbanismo y que ahora les echan en cara el “no haberse presentado a la misma”. Rocambolesco porque, al parecer y según ha sabido este Infiltrado, no se llevó a cabo citación o aviso telefónico alguno que informara a los interesados de que el Ayuntamiento iba a recibirles. ¿A qué vienen estas manipulaciones y quienes están detrás?. Hay que preguntarse también por la razón que pueda tener el Consistorio para querer cerrar esta empresa a toda costa. ¿Acaso son los viveros Isla Verde los únicos que venden al por menor en nuestras islas?
mallorcadiario.com.  Todos los derechos reservados.  ®2019   |  www.mallorcadiario.com