21 de enero de 2020, 14:42:28
SOCIEDAD

CASO VOLTOR | LA EXPRESIDENTA DE UM SE OPONE A SER IMPUTADA


Munar niega haber intervenido en las contrataciones del Cilma



La expresidenta del Consell y del Parlament, Maria Antònia Munar, ha negado haber intervenido en la contratación con fondos públicos de una treintena de militantes de UM que en realidad se habrían dedicado a labores de partido, por lo que su defensa ha presentado un escrito en el que se ha opuesto a que la exdirigente histórica de la formación sea imputada en el marco del ‘caso Voltor’, tal y como ha solicitado la Fiscalía Anticorrupción. En su escrito, el abogado de Munar, Gabriel Garcías, asevera que la ex 'uemita' únicamente se limitó a firmar los convenios para la puesta en marcha de los proyectos Infomallorca, EIEL y Mallorca Digital, que según las pesquisas habrían servido para camuflar las contrataciones a instancias de ex altos cargos del Consell, entre ellos su exvicepresidente, Miquel Nadal. Es por ello que el letrado defiende que su patrocinada no decidió en la contratación de los empleados como tampoco se encargó de supervisar los trabajos que llevaron a cabo, según han informado fuentes jurídicas a Europa Press. Unas argumentaciones que ha trasladado por escrito a la titular del Juzgado de Instrucción número 10, Carmen Abrines, después de que el Ministerio Público solicitase la imputación de Munar en la pieza número trece del ‘caso Voltor’ al considerar que la ex presidenta estaba al tanto de estas presuntas irregularidades. Las citaciones de los militantes, que han declarado ante la magistrada en calidad de imputados, se produjeron a petición del fiscal anticorrupción Miguel Ángel Subirán después de que el exgerente del Cilma, Eugenio Losada, aportase a la jueza un listado y varios correos electrónicos en los que figuraba el nombre de estos empleados 'fantasma'. En total, según la documentación entregada por Losada -también encausado-, un total de 34 empleados fueron contratados para trabajar en las tres iniciativas cuyo coste, con cargo a las arcas del Cilma, oscilaba entre los 110.000 y los 190.000 euros anuales. En concreto, los fondos públicos destinados a Infomallorca eran 190.000 euros hasta 2005, año a partir del cual la cantidad se situó en los 167.000 euros anuales hasta 2007. Por su parte, el coste de Eiel en 2007 fue de 110.000 euros mientras que el de Mallorcadigital, el único de los tres que ya no está en marcha, fue de 160.000.  
mallorcadiario.com.  Todos los derechos reservados.  ®2020   |  www.mallorcadiario.com