16 de junio de 2019, 17:47:32
OPINIÓN


Mi amigo Eduardo Punset

Por Bernardo Rabassa


Genial, simplemente genial, fue mi amigo una larga temporada entre 1980 y 1995, cuando con Antonio Garrigues Walker y yo nos ocupábamos de llenar España de Clubs Liberales, y este le eligió como secretario general de los mismos con Eduardo Merigó de vicepresidente, después de los congresos de la Toja y de Palma de Mallorca.

Yo, había empezado con el Club Liberal de Madrid, el de Valencia, Palma de Mallorca y Cartagena, con el desgraciadamente fallecido en Julio de1980, Joaquín Garrigues Walker que deseaba presentarse a vicepresidente de la Internacional Liberal en el Congreso de Berlín del mes de septiembre. Ante esta situación Luis Guzmán Justicia y yo mismo, del Partido Liberal de Larroque pensamos en su hermano Antonio, acudiendo a su despacho de Antonio Maura para plantearle encabezar la operación liberal, cosa que el aceptó.

En el verano de 1981, coincidiendo con el declive de UCD, aparecen en público los Clubes Liberales, presididos por Antonio Garrigues Walker, Eduard Punset y yo mismo. Se presentaban diciendo que deseaban poner los cimientos de un futuro partido liberal. En pocos meses logran una infraestructura importante en varias provincias, abren decenas de locales y organizan actos. Su nacimiento responde esencialmente a la estrategia de la Fundación alemana Naumann, que cubre parte de sus necesidades económicas. En el mes de julio de 1981, Punset y Garrigues se reúnen varias veces en la masía del primero, cerca de La Bisbal, en la Costa Brava. Son unos viajes rodeados de mucho silencio. "He sabido esperar y ahora no quiero precipitarme", comentó entonces Garrigues, dando cierto aire de misterio a sus desplazamientos a la costa catalana. Punset, que empieza a desmarcarse de los planteamientos de la UCD, se muestra receptivo a los argumentos de Garrigues, quien, ayudado por la aureola liberal de su hermano Joaquín, había conseguido que la Fundación alemana Naumann le reconociera como su "único socio en España".

La constitución, el 28 de febrero de 1982, en Palma de Mallorca, de la Federación de Clubes Liberales españoles con Punset marca el inicio de una operación política destinada a influir de manera decisiva en la escena política nacional. Antonio Garrigues Walker había, representado por Bernardo Rabassa impulsado el funcionamiento de 45 clubes, a cuyos locales acudían mayor número de asistentes cuando él mismo o el ex ministro Eduardo Punset eran los conferenciantes. Por lo demás, sus miembros no sobrepasabann la media del centenar por provincia, y entre ellos se incluían no pocos militantes activos o desencantados de UCD y liberales de la más diversa procedencia: de los Clubes Libra del fallecido Joaquín Garrigues Walker, hermano de Antonio; del extinguido Partido Liberal de Enrique Larroque y Rabassa; de Ignacio Camuñas y Antonio Fontán y liberales independientes.

Esta seria la etapa en que mayor contacto tuve con Eduardo Punset. Como anécdota de su carácter, me desplace a Roma con el y en una cena con el embajador ante la Santa sede en su casa en el Trastevere. Al entrar había un piano, en el que con toda naturalidad se sentó Eduardo interpretando varias piezas con singular maestría, Mas tarde en la cena, sentados a la mesa con el embajador, Antonio Garrigues y dos ayudantes de embajada, se enzarzó en una conversación que tenia como objeto el cuidado del jardín en el que destacaban varios cipreses y donde comentó que el tenia muchos en su masia del Ampurdán, preguntándole al embajador si les cortaban las bolitas que contienen las semillas, pues así crecían mejor lo que hizo volver loco a nuestro anfitrión , naturalmente se trataba de un fina ironía, mientras nuestras esposas se agolpaban con Fernando Rey, el actor español presente también en la velada.

Más tarde en 1982 se funda El Partido Demócrata Liberal (PDL)que de cara a las elecciones generales celebradas en octubre de 1982 trató de llegar a un acuerdo de coalición con UCD; ​ al no llegarse a dicho acuerdo, el PDL optó por no presentarse. Sin embargo, en las islas Canarias participó en Convergencia Canaria, en Asturias en el Partido Asturiano Demócrata Liberal (PADL) y en el País Vasco en las listas de coalición de AP, PDP y UCD. Constituido por partidos territoriales federados, en las elecciones autonómicas de 1983 consiguió elegir un diputado en Baleares y otro en Castilla y León. En el resto de comunidades autónomas consiguió resultados testimoniales. En las elecciones municipales al Ayuntamiento de Madrid, el PDL puso todo el esfuerzo en que Antonio Garrigues Walker fuera concejal electo ni siquiera con una TV pirata, pero no superó los votos necesarios para entrar en el consistorio. A nivel nacional, obtuvo 145 629 votos y 840 concejales. ​

Constituyó en 1984 la base del Partido Reformista Democrático (PRD), liderado por Miquel Roca del que yo era Jefe de Gabinete y Secretario Federal, con Florentino Pérez de Secretario General, en el que se integró luego de decidir la disolución del partido en su segundo Congreso realizado en Madrid el 20 y 21 de enero de 1984.4​ Dicha decisión fue confirmada el 5 de octubre de 1984, constituyéndose dentro del PRD en su congreso fundacional del 23 de noviembre. El PRD se presentó a las elecciones generales de 1986, fracasando estrepitosamente gracias al abandono de su líder Miguel Roca que se presentó por Convergencia y Unión por Barcelona. El fracaso conllevó la autodisolución del PRD.

Mas tarde me llamó Eduardo Merigó, ofreciéndome la Presidencia de la Fundación Foro creada por Punset a la que añadí el sobrenombre de Jovellanos desde 1997 a 2003,. En junio de 1991 Punset creó un nuevo partido político, Foro, que se presentó a las elecciones europeas de 1994, en coalición con el CDS, con Punset como cabeza de lista. La coalición obtuvo 183 418 votos (0,99%), sin conseguir ningún acta de eurodiputado. Ahí se separaron nuestros caminos, y ya definitivamente hasta su muerte he sido un simple admirador de su labor como divulgador científico en Televisión. Descanse en paz, aunque el pretendía no poder morirse.

mallorcadiario.com.  Todos los derechos reservados.  ®2019   |  www.mallorcadiario.com