18 de julio de 2019, 9:28:49
TRIBUNALES

En Palma


Condena de un año y tres meses por atropellar a un peatón cuando conducía cuadriplicando la tasa de alcohol

Por Redacción

Un joven ha aceptado este miércoles una condena de un año y tres meses de cárcel por atropellar a un peatón en Palma cuando conducía bajo los efectos del alcohol, casi cuadruplicando la tasa permitida. El juicio se ha celebrado en el Juzgado de lo Penal número 6 de Palma. El acusado ha reconocido los hechos y se ha conformado con la pena solicitada. Además, se le retirará el carné y perderá el derecho a conducir durante tres años y medio.


Así, ha sido condenado como autor de un delito de conducción temeraria, conducción de vehículo a motor bajo la influencia de bebidas alcohólicas y lesiones por imprudencia grave utilizando un vehículo. La sentencia ha sido declarada firme.

Los hechos ocurrieron en febrero de 2018 de madrugada. El joven conducía un coche por la Avenida Gabriel Roca de Palma a una velocidad muy superior a la permitida y bajo los efectos del alcohol.

Al llegar a la confluencia con la calle Monsenyor Palmer, realizó un giro a la derecha y se adentró en la calle a gran velocidad saltándose un semáforo en rojo. Fue entonces cuando atropelló a un hombre, que en ese momento cruzaba por el paso de peatones.

El peatón salió despedido por los aires hasta caer el suelo, y sufrió diversos daños, si bien su vida no corrió peligro. Con todo, el conductor no se detuvo y continuó circulando, hasta que, finalmente, terminó colisionando con el muro de un túnel en la Avenida Alexandre Rosselló minutos más tarde.

Cuando se le practicaron las pruebas de alcoholemia, arrojó resultados positivos de 0,95 mg de alcohol por litro de aire espirado.

El peatón atropellado sufrió diferentes contusiones y dermoabrasiones, además de una fractura en una pierna que precisó puntos de sutura y uso de muletas.

El joven también deberá afrontar el pago de las costas. La representación legal del peatón arrollado se ha reservado las acciones civiles.

Así, ha sido condenado como autor de un delito de conducción temeraria, conducción de vehículo a motor bajo la influencia de bebidas alcohólicas y lesiones por imprudencia grave utilizando un vehículo. La sentencia ha sido declarada firme.

Los hechos ocurrieron en febrero de 2018 de madrugada. El joven conducía un coche por la Avenida Gabriel Roca de Palma a una velocidad muy superior a la permitida y bajo los efectos del alcohol.

Al llegar a la confluencia con la calle Monsenyor Palmer, realizó un giro a la derecha y se adentró en la calle a gran velocidad saltándose un semáforo en rojo. Fue entonces cuando atropelló a un hombre, que en ese momento cruzaba por el paso de peatones.

El peatón salió despedido por los aires hasta caer el suelo, y sufrió diversos daños, si bien su vida no corrió peligro. Con todo, el conductor no se detuvo y continuó circulando, hasta que, finalmente, terminó colisionando con el muro de un túnel en la Avenida Alexandre Rosselló minutos más tarde.

Cuando se le practicaron las pruebas de alcoholemia, arrojó resultados positivos de 0,95 mg de alcohol por litro de aire espirado.

El peatón atropellado sufrió diferentes contusiones y dermoabrasiones, además de una fractura en una pierna que precisó puntos de sutura y uso de muletas.

El joven también deberá afrontar el pago de las costas. La representación legal del peatón arrollado se ha reservado las acciones civiles.
mallorcadiario.com.  Todos los derechos reservados.  ®2019   |  www.mallorcadiario.com