11 de diciembre de 2019, 0:52:29
OPINIÓN


Queremos lo mejor para nuestras médicos embarazadas…

Por Miguel Lázaro


40 MÉDICAS EMBARAZADAS DENUNCIAN AL IBSALUT POR DISCRIMINACIÓN. El IbSalut continúa discriminando a las facultativas embarazadas por razón de género y maternidad

Ahí van nuestras razones, rescatando lo obvio:

1.- La ley ampara a las mujeres embarazadas, pero no si eres médica en el Servicio Balear de Salud. Si eres médica del IBSALUT y te quedas embarazada, el Servicio Balear de Salud recorta tus retribuciones durante toda la situación de riesgo durante el embarazo y la lactancia y durante todo el permiso de maternidad, al no incluir el prorrateo de las guardias para calcular las retribuciones. Esto supone que cualquier facultativa embarazada, al adaptar su jornada de trabajo o al dejar de trabajar por causa del embarazo y la maternidad, sufre una rebaja de entre el 20% al 45% de sus retribuciones por el mero hecho de la maternidad. Es una gravísima y evidente discriminación directa por razón de sexo que no tiene justificación alguna, ya que tal y como tiene señalado repetidamente tanto el Tribunal Constitucional como el Tribunal Supremo “cualquier minusvaloración o perjuicio en las condiciones de trabajo asociado a la maternidad es inadmisible”.

2.- Esta discriminación por parte del IBSALUT viene de lejos y resulta una incomprensible violación de la Ley Orgánica 3/2007 para la Igualdad Efectiva de Mujeres y Hombres que garantiza “la plenitud de derechos económicos” de la trabajadora durante el embarazo y la maternidad. El SIMEBAL, junto a otros sindicatos, lleva años exigiendo que se ponga fin a la discriminación, mediante reclamaciones judiciales y administrativas y mediante movilizaciones y reivindicaciones públicas que acabaron en el Parlament de Illes Balears. Tras la lucha, y con el consenso de todas las fuerzas políticas y sindicales, el 1 de abril de 2019 la Mesa Sectorial de Sanidad y el 24 de mayo de 2019 el Consell de Govern de la CAIB aprobaron acabar con esta pérdida retributiva asociada a la maternidad y pagar la media de lo percibido en concepto de atención continuada por la trabajadora durante los seis meses anteriores a la situación protegida.

3.- El problema es que esta medida se aprobó justo antes de las elecciones autonómicas del 26 de mayo de 2019 y pasadas las elecciones no ha habido interés en llevarla a efecto, a pesar de que en las mesas de negociación el Ibsalut se comprometió a subsanar de oficio sin necesidad de ningún trámite a todas aquellas facultativas que estaban en situación de embarazo y/o lactancia posterior a 1 de enero de 2019. Son más de 40 las facultativas que lo han solicitado a través de SIMEBAL, de manera individual y por escrito, y el Ibsalut hace ahora una lectura restrictiva del Acuerdo, dificulta cicateramente la adaptación de la facultativa embarazada y no ha abonado a ninguna de ellas ni un céntimo de los 1.6 millones de euros que se dotaron de presupuesto para compensar las horas de atención continuada que deja de realizar la facultativa por el embarazo y la maternidad.

4.- Por tanto, la discriminación continúa y las profesionales siguen viendo mermado su salario dado que pese a tener un acuerdo que podría subsanarlo la administración no abona todavía el prorrateo de las guardias. Discriminación tanto más grave cuando resulta que otras Comunidades Autónomas sí que han acabado con la desigualdad. El IBSALUT está a la cola en políticas reales de igualdad.

Para SIMEBAL la protección de la mujer embarazada y la igualdad efectiva de condiciones laborales y de oportunidades son una absoluta prioridad y no escatimará esfuerzo alguno para conseguirla.

Recordemos que estamos en el siglo XXI donde el valor de la igualdad es fundamental.

Ya saben en derrota transitoria pero nunca en doma.

mallorcadiario.com.  Todos los derechos reservados.  ®2019   |  www.mallorcadiario.com