www.mallorcadiario.com

Crema de zanahorias moradas con mousse de requesón y piñones

jueves 27 de noviembre de 2014, 13:16h
receta-pincholos-zanahoria-interior

¡No siempre las cosas son como creemos!

¿Cuántas veces damos por supuesto que algo es de una manera y de repente después de verlo toda una vida resulta que pueden ser de otra?

¡Pues bien! Esto es lo que ocurre con nuestro ingrediente principal de hoy, un ingrediente que si os pregunto su color estoy segura lo que me vais a responder: ¡naranja!

¡No es de naranjas la receta de hoy!, es algo naranja pero alargado y que tenemos en la nevera como algo básico o de fondo de nevera: LAS ZANAHORIAS.

Pero las zanahorias no siempre son de color naranja, si os paseáis por el mercado en esta época, me refiero a nuestros mercados, encontraréis unas zanahorias que se han transformado en moradas y no es porque se hayan golpeado ni por una paliza ni porque se han puesto moradas de beber, es porque es una variedad de esta verdura que existe desde hace muchos muchos años y que por un tiempo estuvieron desaparecidas pero que han regresado para quedarse con nosotros,  y yo les he echado mano y he preparado un plato ideal de la muerte tanto para esta época otoñal y que  encima sirve como entrante en plato o tazón, o de aperitivo tipo chupitos en cualquier cena o comida para estas fiestas de navidad que ya tenemos encima.

La temporada buena  de estas zanahorias va de noviembre hasta marzo, tengo que confesaros que aunque están buenísimas te sueles acordar de ellas y no es para bien, porque si no tienes cuidado cuando las manipulas acabas con las manos tan moradas como ellas por esto os aconsejo utilizar guantes de látex o vinilo y por supuesto proteger la tabla donde las cortéis porque destiñen mucho.

Las propiedades de estas zanahorias son muchas y muy buenas, son muy nutritivas y bajas en calorías cuando están en crudo, cuando se cocinan son todavía mas nutritivas pero también concentran mas el azúcar que tienen y también nos podemos acordar de ellas por este motivo, cualquier plato que preparéis con ellas se convertirá en comida color púrpura, bonito eso sí, el sabor es un pelín más dulce que las zanahorias de siempre pero al final tienen un ligero toque picantito que las hace ideal para comidas de fiestas.

¡Bueno!  Casi son perfectas pero no puedo solo hablar de sus propiedades también quiero deciros que sus platos mas tradicionales de preparación son el “frit de pastangues morades”, “estofat de pastanagues” o las “pastanagues aufagades”, yo les voy a dar una vuelta y las voy a preparar en forma de crema acompañada de una mousse muy sencilla de nuestro queridísimo requesón y unos piñones tostados, mejor imposible.

Vamos allá con la receta, espero que os guste y por supuesto que la hagáis, si tenéis alguna duda podéis consultarme en cualquiera de mis redes sociales o en mi blog, a continuación os dejo los enlaces. Bon profit!!!

Les invito a visitar mi blog de cocina: http://yolandapincholos.blogspot.com.es/

Facebook: https://www.facebook.com/pincholosyolandagarcia

Pinterest: http://www.pinterest.com/pincholos/

Twitter: https://twitter.com/yolipincholos

Tiempo de preparación: 1 hora

Coste: bajo

Dificultad: muy fácil

 

INGREDIENTES (4-6 pax dependiendo el hambre que tengan)

250 g. de zanahorias moradas o 1 manojo

1 puerro

4 u. de sofrits (son unidades no manojos en este caso)

1 patata mediana

1 cda. de mantequilla

1 cdta. de aceite de oliva suave

1 ½ de caldo de verduras

Sal y pimienta

1 pizca de comino molido

1 puñado de piñones tostados

Cebollino picado

 

PARA LA MOUSSE DE REQUESON

2 terrinas de 125g. cada una

Sal y pimienta

100 ml. de nata líquida

 

MODO DE PREPARACIÓN DE LA CREMA DE ZANAHORIAS MORADAS

Limpiamos, pelamos y picamos las zanahorias.

Limpiamos el puerro y los sofrits y los troceamos pequeñitos.

En una cacerola ponemos las mantequilla y la cucharadita de aceite y la ponemos al fuego.

Cuando esté derretida añadimos los sofrits y el puerro picados y los pochamos bien hasta que estén blanditos.

Espolvoreamos con una pizca de comino solo para aromatizar, no hay que pasarse mejor quedarse cortos que pasarse ya que el comino es potente de sabor pero queda muy bien con la pastanaga.

Añadimos las zanahorias troceadas y la patata cortada a taquitos que por supuesto previamente habremos pelado.

Dejamos que se cocine unos 5 minutos sin dejar de remover y añadimos el caldo que lo tendremos bien caliente o hirviendo.

Para que las zanahorias y la patata estén cocidas pasarán mas o menos 20 minutos, comprobar que estén blanditas y retirar del fuego.

Trituras con la batidora o termomix o lo que tengáis y colar por el colador chino, si os gusta sin colar también es aceptable, yo personalmente la prefiero colada como todas las cremas.

Una vez colada rectificarla de sal y pimienta.

 

MODO DE ELABORACIÓN DE LA MOUSSE DE REQUESON

Tan sencillo como poner el requesón, la nata, sal y pimienta en un vaso de la batidora y batir hasta que quede bien cremoso y espumoso, pensar que al contener nata no hay que pasarse porque se nos cortaría.

Reservar.

 

MONTAJE DEL PLATO

En un plato servir la crema bien caliente con una quenelle de mousse de requesón poniéndola con mucho cuidado para que no se nos hunda al fondo del plato, ponerle por encima unos piñones tostados y troceados y espolvorear con cebollino picado.

 

ALGUNOS CONSEJOS UTILES

-Normalmente algunas cremas suelen llevar un pelín de nata al final de la cocción para darles cremosidad y untuosidad, en este caso no le ponemos porque lleva el requesón que hace la misma función.

-Os recomiendo servirla en plato blanco para resaltar el bonito color morado que tiene.

-También se puede servir en tazón o en vasitos de chupitos ideales para estas fiestas.

-Si no os gusta el comino podéis prescindir de él pero casa a la perfección con las zanahorias.

-Otra opción en lugar de requesón puede ser la nata espesa o crema fresca o también el yogurt queda súper
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)
Compartir en Meneame

+

0 comentarios