www.mallorcadiario.com

La pescadilla que se muerde la cola

lunes 23 de enero de 2012, 11:20h

Una de las consecuencias más importantes derivadas de la crisis económica ha sido el progresivo recorte de financiación por parte de las entidades bancarias. Se pasó de dar dinero a diestro y siniestro sin casi hacer preguntas y sin importar la nómina de uno, a no soltar un euro o hacerlo bajo unas condiciones leoninas.

La banca ha ido imponiendo restricciones a la hora de respaldar económicamente a ciudadanos y empresas y parece que la cosa no se va a quedar ahí. La Caixa ha recomendado a la banca aumentar los diferenciales cobrados en los nuevos créditos y elevar las comisiones para ganar rentabilidad. ¿Qué ha pasado con los miles de millones que inyectó el Gobierno de Zapatero a los bancos? ¿No se suponía que eran para que volviera a fluir el crédito?

El problema de endurecer las condiciones de acceso, por ejemplo, a una hipoteca con tipos de interés abusivos o de aumentar las comisiones es que al final el ciudadano, que no es tonto, contratará menos productos y la banca para ganar más tendrá que imponer condiciones aún más duras alimentando el círculo vicioso en el que estamos inmersos desde 2008.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

Compartir en Meneame

+

1 comentarios