www.mallorcadiario.com

Carmen Martínez Bordiú, condenada a pagar 70 trajes

lunes 11 de marzo de 2013, 13:44h

El juzgado de Primera Instancia número 33 de Madrid ha condenado a Carmen Martínez-Bordiú a pagar al diseñador Alejandro de Miguel 47,200€ -más intereses moratorios y costas- en concepto de 70 trajes de baile que la Nietísima le encargó en 2010 para un espectáculo 'Bailando con Carmen', dirigido por los bailarines David y Aída Agramunt y que no vio la luz por culpa de la crisis.

En la sentencia, publicada este pasado mes de febrero, se recoge que la Nietísima se defiendió en el juicio explicando que ella no llegó a un acuerdo formal con el diseñador de cabecera de la Reina. Sin embargo, el juez ha considerado probado que sí hubo encargo. 

Ahora que De Miguel ha conocido el fallo es cuando ha decidido hacerlo público, algo que le ha costado bastante ya que éste ha sido uno de los disgustos más grandes en su carrera. Según cuenta el diseñador toledadon, entre cuyas clientas se encuentran además de doña Sofía, María Teresa Campos o Nieves Herrero, Carmen se puso en contacto con él para que le realizara los trajes para el espectáculo que se le ocurrió tras salir del concurso 'Mira quién baila'.

Visitó su taller en Miguel Esteban (Toledo) junto a su marido, José Campos. durante el tiempo que duraron las negociaciones, se estimó un precio de partida de 40.000 euros, "simbólico" ya que estaba muy por debajo del precio de coste al tratarse de 70 trajes con mucho material y mucho brillo. Finalmente, el juez ha establecido esta deuda en 47.200€ porque la demanda incurrió en mora en el pago.

En diciembre, y tras seguir en contacto durante todo el proceso, los trajes para los bailarines, que ensayaban en Valencia, los trajes estaban hechos pero Carmen había "desaparecido", según ha explicado el modisto. La nieta de Franco, deprimidida, según su representante, por no haber salido el espectáculo adelante, se marchó a París sin dar explicaciones. Fue entonces cuando el modisto intentó que le abonase el precio de los trajes, aunque llegó a negociar, a cambio, un contrato de imagen, aunque esas negociaciones no llegaron a buen puerto. 

Sin embargo, Martínez Bordiú alega que fue al contrario. Según ella, De Miguel quería que Carmen fuera imagen de su firma y que ante la imposibilidad de pagarle el caché, se negoció la elaboración de estos vestidos, y que ella nunca llegó a firmar nada. El juez, a pesar de lo que ha sostenido Carmen, da por probado que sí hubo un encargo y un contrato. 

Martínez Bordiú, sin embargo, afirma que el diseñador debería darse por pagado por llevar sus creaciones a la boda de Rafa Medina y Laura Vecino así como en distintas entregas de premios. Va más allá la Nietísima y asegura, en este sentido, que si hubiera tenido que pagarle por la publicidad que le ha hecho, tendría que haberle abonado él a ella 200.000€. 

 

 

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+
1 comentarios
Compartir en Meneame