www.mallorcadiario.com

Dimisión en vez de contrición

Por Alejandro Vidal
domingo 09 de abril de 2017, 18:55h
Aunque el Alcorcón perdiera el pasado viernes y el Córdoba haya caído en Valladolid, el pobre empate del Mallorca frente al Gimnàstic le mantiene a cinco puntos de la permanencia.

De los 27 que restan por disputar, continúa con la exigencia de sumar 18, un porcentaje al que ni se ha aproximado durante todo el campeonato. Pero los números no son tan sencillos, ya que esa distancia no es absoluta, sino relativa.

Los demás candidatos al descenso también tienen opciones de ganar en las jornadas venideras y los de Sergi deberían esperar las derrotas de los demás a la par que sus triunfos. Dicho de otra manera, no faltan nueve partidos sino siete ya que son dos citas en las que uno tendría que vencer y los otros no. ¿Posible?, si; ¿probable?, en absoluto. Depende de la fe que uno tenga en los milagros.

Lo sucedido después del partido del sábado es muy grave. No es de recibo que Monti Galmés tenga que dar la cara, mientras Iván Campo se limita a levantar el pulgar hacia los aficionados que le increpan y Maheta Molango espera a que se vacíe el estadio para salir afirmando que “si hay que tener otra reunión con las penyes, pues se tiene”. A eso se la llama simplemente desvergüenza.

Pero, claro, tampoco nadie obliga al empresario de Manacor a pasar por estos trances. Entró en el consejo de administración de la mano de Utz Claassen y sigue en él por otra decisión incomprensible o inexplicada de la propiedad. Con un mínimo de sentido común ya habría exigido a los dueños un relevo del CEO y algunos ejecutivos más, en lugar de ir por ahí de predicador del centenario y otros menesteres.

Al no hacerlo no se convierte en partícipe solidario de los causantes del desastre, sino en cómplice. Hay diferencia y mucha. Más que su acto de contrición ante los seguidores que protestaban, debería presentar su dimisión como prueba de valentía y decoro.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+
1 comentarios
Compartir en Meneame