www.mallorcadiario.com

Isla basura

sábado 27 de mayo de 2017, 09:34h
Esta semana les ha tocado el turno a las papeleras del parque de Bellver. El retraso en la renovación del contrato de mantenimiento del bosque las tiene a rebosar. La edición en papel del DM recoge la indignación de los vecinos y da muestra gráfica de la suciedad del bello enclave.

No hemos dado tiempo a nuestra retina a recuperarse de las lamentables imágenes provenientes de la alfombra de envases y plásticos que jalonaban los aeropuertos de Ibiza y de Menorca y ya hemos vuelto a las andadas.

A ambas, les habían precedido las deplorables vistas de la icónica playa de Es Trenc ahogada en sus propios residuos. La incomunicación e insensibilidad del gobierno autonómico y la demarcación de costas ha obligado a un derribo exprés de los históricos chiringuitos abocando, de forma innecesaria, a la suciedad y a la ausencia de servicios.

No es necesario irse mucho más lejos en el tiempo para recordar la crisis de limpieza del hospital Son Llatzer. La morosidad de la empresa responsable, con sus trabajadores, ha obligado a la consejería de salud a rescatar la concesión.

Por otro lado, los vertederos incontrolados ya superan el centenar. Manda huevos que por una u otra razón, situaciones previsibles o fácilmente resolubles, cuando no provocadas, conviertan la suciedad en el foco de la noticia.

A diferencia de antaño, la gestión de los residuos no representa en términos absolutos un problema mayor ni voluminoso, pero se convierte en una patada reincidente a la imagen de unas islas que viven, en gran medida, de la gestión del medio ambiente, de su belleza natural, de su limpieza y de su seguridad.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)
Compartir en Meneame

+

0 comentarios