www.mallorcadiario.com

¿Los milagros existen?

jueves 22 de octubre de 2020, 06:00h

Tras 20 años como coach y psicopráctica, son muchas las personas que han pasado por nuestro despacho y muchas las realidades que nos han tocado vivir.
Cada vez que alguien comienza un proceso de transformación conmigo, confío plenamente en que podrá conseguir lo que desea, siempre y cuando sea capaz de ver más allá de los ojos de su propia realidad.

Desde la neurociencia nos hablan de la plasticidad del cerebro y de que las personas podemos modificar conductas y cambiar nuestra vida, siempre y cuando creamos en lo que realmente queremos conseguir, en nosotros mismos y sobre todo que, estemos dispuestos a trabajarnos, interior y exteriormente.

El cambio es una constante en nuestra vida, nuestro cuerpo cambia, nuestro entorno se modifica, lo que ayer nos servía, hoy ya es historia y así, día tras día vamos evolucionando.

No obstante, solo hace falta un condimento mágico para poder conseguirlo, ¡querer cambiar!

Es importante saber que la realidad que teníamos antes de la pandemia del coronavirus, ya nunca volverá, todo ha cambio, nosotros hemos cambiado y todavía debemos de pasar este duro invierno, que llevará a muchas personas a situaciones antes jamás vividas. Es por ello que ahora, más que nunca, debemos aprender a re situarnos, modificar conductas y crear nuevas realidades.

Ahora ha sido el COIV-19, pero algo me dice que, en los próximos años tal vez aparezcan nuevas pandemias, o incluso esto se alargue más de lo que pensamos, lo que nos tiene que dar las pautas de actuación para confeccionar esa nueva realidad, que se adapte a cada uno de nosotros.

Está claro que, no todo el mundo lo vivirá igual, habrá personas que necesitarán más tiempo y otras menos para la adaptación, pero lo que si está claro es que todos, de alguna manera, vamos a tener que modificar nuestras conductas y nuestra forma de estar en el mundo. Muchas relaciones personales se van a acabar, muchas profesiones desaparecerán, habrá muertes, pérdidas y situaciones complicadas que superar, como históricamente ha ocurrido siempre, solo tenemos que adelantarnos a lo que ya está aquí y no quedarnos con los brazos cruzados esperando un milagro, porque éste sentados en el sofá, mirando la televisión no va a llegar.

Y ¡no vayan a creer que no creo en los milagros!, porque se que existen, los he vivido y sentido muchas veces, en situaciones del día a día ocurren lo que llamamos “milagros”, pero nunca he visto que estos caigan del cielo sin hacer esfuerzo alguno y sin aprender a crearlos.

Hay una ley universal energética que nos ayuda a que éstos sucedan, pero no es tan sencillo como en muchos manuales de crecimiento personal nos han querido hacer ver, o como los falsos gurús quieren hacernos creer.

La magia existe y de eso estoy totalmente convencida, pero hablo de la magia de la energía, del corazón de la vida, que sucede cuando estamos co-creando nuestra realidad.

Se que para muchos de mis lectores este concepto no les gustará mucho, los que me siguen y me conocen sabrán de lo que les hablo porque si he tenido el privilegio de trabajar con ellos o tenerlos en mi despacho, los habrán experimentado, simplemente desde aquí quiero transmitir la esperanza a nuestros lectores de un mundo mejor.

Estoy totalmente convencida de que, entre todos, si todos recordamos que somos uno y nos ponemos a trabajar en positivo, lo podremos conseguir. Todo depende de nosotros y de los sacrificios que queramos llegar a hacer, depende de nosotros seguir avanzando para poder volver a empezar.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)
Compartir en Meneame

+

0 comentarios