www.mallorcadiario.com
Los peritos que visualizaron las cámaras del pub exculpan al acusado y apuntan a un cliente
Ampliar

Los peritos que visualizaron las cámaras del pub exculpan al acusado y apuntan a un cliente

jueves 22 de abril de 2021, 16:15h
Los peritos que analizaron el material de las cámaras de seguridad del pub de Punta Ballena tras la agresión mortal a un joven británico en abril de 2018 han asegurado que el principal acusado, un empleado del local, entraba en el establecimiento cuando se produjo la patada que causó lesiones cerebrales a Aaron Henderson, un norirlandés que pasaba sus vacaciones en Magaluf.

En la cuarta sesión del juicio con jurado que acoge la Audiencia de Palma por un delito de homicidio, los dos peritos, que han declarado este jueves a petición de la defensa, han exculpado al trabajador de 38 años que presuntamente propinó una patada mortal al agredido, hechos por los que se enfrenta a 12 años de prisión.

Todas las noticias relacionadas

Aaron Henderson murió tras recibir una patada en la cabeza

Leer más

En la misma línea que uno de los testigos, los peritos han explicado a la sala que, de acuerdo a sus interpretaciones, otro cliente con el pelo corto y barba que esa madrugada vestía camiseta blanca, pantalones cortes y botas militares fue quien dio la patada en la cabeza del joven norirlandés.

Con el fin de aclarar lo sucedido esa madrugada, los peritos han basado su análisis en los gestos de los testigos que vieron la agresión: “Se echaban las manos a la cabeza, así que intuímos que en ese momento se produjo el golpe”. Poco antes, creen que el acusado habría entrado en el local.

De acuerdo a sus conclusiones, han deducido que alguien aguantaba la cabeza del turista, que estaba tendido en el suelo después de tropezar hacia atrás a las puertas del pub, y que en un momento dado, se intuye que alguien da la patada mortal debido a los movimientos “bruscos” de los pies de la víctima y de quienes le asistían.

“Algunos momentos no se ven con claridad porque hay gente delante”, han lamentado ambos peritos durante el juicio. También han reprochado que los saltos en algunas grabaciones, así como la mala calidad de algunas de ellas, lo que dificulta la reconstrucción de los hechos.

Además, han detallado que en las grabaciones no permiten identificar a la persona que intuyen que propina la patada porque “ya no se le ve más”. Esta versión coincide con lo defendido por un testigo, quien mantuvo que el agresor se marchó del lugar después de reprocharle la acción.

El juicio con jurado popular, que arrancó el lunes al mediodía, continuará este viernes con las declaraciones de los policías locales que atendieron a la víctima después de la presunta agresión, así como a los guardias civiles que investigaron el homicidio.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

Compartir en Meneame

+

0 comentarios