www.mallorcadiario.com
'Proteger las viviendas del sol se tiene hoy más en cuenta que nunca'
Ampliar

"Proteger las viviendas del sol se tiene hoy más en cuenta que nunca"

Por Josep Maria Aguiló
miércoles 17 de agosto de 2022, 10:35h

El actual propietario de la empresa Roselló Solar es Jaume X. Roselló (Palma, 1965). Licenciado en Derecho por la UIB, toda su vida ha estado ligada, no obstante, al negocio familiar. La empresa, cuya denominación oficial es Roselló e Hijos S.L., se encuentra ubicada en el número 22 de la calle Asegra, en el Polígono de Can Valero. "Fuimos la segunda nave en ser construida en este polígono", recuerda con orgullo.

¿En qué año nació su empresa y quién fue su impulsor?

La empresa como tal nació en 1954 y fue creada por mi abuelo, Manuel Roselló Calvo, y por mi padre, Jaume Roselló Soler. Con anterioridad a aquel año, mi abuelo se dedicaba a la distribución de perfumes como autónomo. Una vez constituida ya la empresa, como Roselló Distribuciones, mi abuelo y mi padre portaron inicialmente la representación de ventanas enrollables de madera de una compañía catalana, Industrial Gradhermetic. Con posterioridad, poco a poco, fue ampliándose el abanico de productos que vendíamos.

¿Hubo algún momento específico en que hubo un giro estratégico?

Sí. Yo le diría que fue al inicio de la crisis de 2008 cuando hicimos ese giro estratégico y cuando ampliamos bastante la gama de productos. En ese momento, contactamos sobre todo con fabricantes extranjeros, esencialmente alemanes y belgas, que ofrecían unos productos de máxima calidad. Dichos productos son los que nos abrieron un nuevo camino, en el cual seguimos.

¿Quiénes son hoy sus principales clientes?

Nuestros principales clientes son esencialmente particulares y constructores, si bien puntualmente trabajamos también con hoteles y con restaurantes. En el caso de los particulares, les podemos instalar por ejemplo un toldo, una pérgola, unas cortinas o unas mosquiteras. Otro hecho que destacaría en ese sentido es que cada vez más esos clientes particulares son extranjeros. En el caso de las constructoras, nuestros proyectos suelen ser sobre todo para viviendas plurifamiliares y unifamiliares nuevas.

¿Qué valoración hacen de la labor que lleva a cabo Asima?

Estamos asociados a Asima porque trabajan bien. La directiva actual, que ya lleva varios años, está haciendo una muy buena labor de representación y sobre todo de interlocución con la Administración Pública.

"Nuestros principales clientes son esencialmente particulares y constructores, si bien puntualmente trabajamos también con hoteles y con restaurantes"

¿Cuál es la plantilla total de Roselló Solar en estos momentos?

En la actualidad la plantilla está conformada por 25 personas, entre personal administrativo, personal técnico —que sería la mayoría— y personal comercial.

¿El trato personal con el cliente es uno de los sellos distintivos de su empresa?

Así es, sí. Queremos que cuando un cliente entra por la puerta y nos plantea lo que desea, se sienta acompañado desde el primer momento. En ese sentido, escuchamos primero cuáles son exactamente sus necesidades y le planteamos la solución más idónea. A partir de aquí, podríamos decir que el cliente y nosotros hacemos un proyecto común, con el producto más adecuado y mejor. A continuación, llega el proceso de toma de medidas y de instalación.

¿Y luego siguen en contacto?

Por supuesto, pues hay siempre un proceso de postventa y de mantenimiento de los productos que hemos instalado a cada cliente. Piense que todos esos productos están pensados además para durar muchos años.

¿Cuáles son los principales productos que venden?

Esencialmente, las pérgolas, aunque también vendemos persianas, cortinas, celosías, toldos y sombrillas. Una de las ventajas de las pérgolas es que, además de protegerte, posibilitan la creación de un nuevo espacio en las viviendas en que ello es posible.

"Queremos que cuando un cliente entra por la puerta y nos plantea lo que desea, se sienta acompañado desde el primer momento"

¿Al inicio de la pandemia vendían también elementos específicos para protegerse mejor del Covid?

Sí, en el momento álgido de la pandemia vendíamos pantallas de protección, que fabricábamos nosotros. Con el paso del tiempo y la mejora de la situación, poco a poco fuimos dejando ya de venderlas.

¿La calidad de los distintos productos ha mejorado significativamente en estos últimos años?

Sí, es así. Los productos han mejorado mucho y se han sofisticado bastante en estos últimos años, por ejemplo a nivel electrónico, lo que da mayores posibilidades de uso y permite mayores prestaciones. Además, ahora la mayoría de productos tienen unas dimensiones más grandes y cuentan con una estética mejorada.

¿Cuál es el material con el que hoy se trabaja mayoritariamente?

Sobre todo es el aluminio, por su resistencia y su durabilidad. Además, el aluminio te permite que las medidas de los distintos productos puedan ser mayores.

En estos tiempos en que se fomenta el ahorro energético, ¿son aún más necesarios los elementos de protección solar?

Efectivamente. Y además la actual legislación a nivel técnico avanza en ese mismo sentido. Los principales países, incluido el nuestro, tienden a construir los edificios con mucha mayor sostenibilidad desde el punto de vista energético, con el objetivo de consumir menos energía tanto en verano como en invierno. Me estoy refiriendo ahora, básicamente, al aire acondicionado. Todo ello se consigue gracias a los elementos de protección solar. La incidencia del sol dentro de una vivienda, ya sea un chalet o una casa, así como dentro de un bloque de pisos, un edificio de oficinas o incluso un polideportivo, se tiene hoy más en cuenta que nunca.

"Al inicio de la crisis de 2008 hicimos un giro estratégico y ampliamos bastante la gama de productos"

¿Sus productos también ayudan a poder disfrutar de mayor calor en invierno?

Esa es otra de sus funcionalidades, sí. Hemos de partir de la base de que hoy se piensa que la fachada —el envolvente— de un edificio ha de ser dinámica, ha de tener movimiento.

¿Podría poner algún ejemplo?

Eso quiere decir que en verano hay aislamientos que limitan la entrada del sol, para que no se caliente el interior del edificio, mientras que en invierno esos mismos elementos se pueden retirar para facilitar justo lo contrario, es decir, que los rayos del sol puedan entrar dentro del edificio en un determinado momento del día para darle calor. Además, dichos elementos pueden ser colocados de nuevo unas horas después, al llegar la noche, para ayudar a protegerse mejor del frío invernal. La verdad es que hoy hay muchos productos que facilitan esas posibilidades.

¿Añadiría algo más en ese sentido?

Sí, añadiría que si automatizamos el movimiento al que acabo de hacer referencia gracias a la inteligencia artificial, se pueden por ejemplo programar la temperatura o la incidencia de los rayos del sol a diferentes horas del día. De ese modo, los productos o los elementos creados para la protección solar cumplen aún mejor su función.

Suscríbase aquí gratis a nuestro boletín diario. Síganos en Twitter y Facebook. Toda la actualidad de Mallorca en mallorcadiario.com.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+
0 comentarios
Compartir en Meneame