www.mallorcadiario.com

Políticos y okupas

miércoles 16 de septiembre de 2020, 02:00h

Ya de inicio quiero aclarar que no me refiero a todos los políticos. Sería falso e injusto. Pero sí a muchos. Las generalizaciones son injustas, como decía L. Wittgenstein. Es habitual decir: ‘los abogados…’ cuando alguien tiene una experiencia negativa con un abogado. Y así con todo.

Articulo 245.2/ C. Penal. ‘El que ocupare, sin autorización debida, un inmueble, vivienda o edificio ajenos que no constituyan morada, o se mantuviere en ellos contra la voluntad de su titular, será castigado con la pena de multa de tres a seis meses’.

Se trata de la okupación en viviendas que no son morada. Para ir directamente al grano y no extenderme en tecnicismos innecesarios, diré que tengo varios amigos abogados ejercientes y lo que me han comentado es que ‘desokupar’ una vivienda ilegalmente okupada, es excepcionalmente fácil y, habitualmente, muy difícil, costoso y prolongado en el tiempo. Con otras palabras, un calvario para el propietario de la vivienda okupada ilegalmente.

Allanamiento de morada. Artículo 202 del C. Penal. El particular que, sin habitar en ella, entrare en morada ajena o se mantuviere en la misma contra la voluntad de su morador, será castigado con la pena de prisión de seis meses a 2 años. Parece que la ley protege al legítimo propietario de las okupaciones. En teoría sí, pero no en la práctica.

Leo en Antena 3 televisión: Los trámites para echar a un okupa de una vivienda suponen tiempo de semanas y meses. Desde el PP, proponen agilizar los procesos penales contra la okupación. En Ciudadanos quieren crear una ley contra esta práctica. El partido de Santiago Abascal, Vox, pretende que el uso de la fuerza sea la mejor vía para proteger la vivienda. En cambio, desde Unidas Podemos plantean prohibir los desalojos sin alternativa habitacional. Y desde el PSOE creen que lo mejor es establecer medidas específicas de ayuda al alojamiento.

Si tomo en consideración lo que me dicen mis amigos abogados ejercientes- y lo que les sucede a colegas suyos- no es cierto que la desokupación suponga semanas o meses. Como mínimo meses. Lo que es un auténtico atropello. Un atropello que Sus Señorías podrían subsanar rápidamente. Pero no quieren. ¿Por qué?

Decía el prestigioso economista Ludwig von Mises, ‘hoy en día hay tendencias a abolir la institución de la propiedad privada mediante un cambio en las leyes que determinan el alcance de las acciones que el propietario está autorizado a realizar con respecto a las cosas que son de su propiedad. Si bien se mantiene el término propiedad privada, estas reformas tienen como objetivo la sustitución de la propiedad privada por la pública. Esta tendencia es la marca característica de los planes de las diversas escuelas del socialismo cristiano y del socialismo nacionalista.

Pero pocos de los defensores de estas escuelas han sido tan entusiastas como el filósofo nazi Othmar Spann, quien declaró explícitamente que la realización de sus planes provocaría un estado de cosas en el que la institución de la propiedad privada se preservaría sólo en un «sentido formal, mientras que en realidad sólo habría propiedad pública».

Con otras palabras. Se está atacando, de manera injusta, a los propietarios. Ellos son los que han trabajado y ahorrado para comprarse una vivienda. Ellos pagan los impuestos y las hipotecas. Impuestos confiscatorios, en algunos casos. Dejo aparte viviendas de bancos, no para justificar este atropello sino para dejar constancia de la diversidad de propietarios. En resumen, casi todos los políticos legislan, directa o indirectamente, para vaciar de contenido a la propiedad privada.

F. Hayek, dedica su ‘Camino de servidumbre'’, A los socialistas de todos los partidos. ¿Qué quería decir? Que todos los partidos, con matices, tienen una tendencia intervencionista y estatalista. Esto tiene sentido en relación con Podemos (comunistas de vocación) y con los socialistas sanchistas, que van del brazo con ellos. Y alguno más que se dice de izquierdas, porque mola. Todavía.

Si dejamos aparte a la fauna estatalista, intervencionista y enemiga de la libertad, queda el famoso ‘trifachito’, en palabras de la ministra de justicia, Dolores Delgado. Pero el ‘trifachito’ trata de parecer progre, excepto Vox. Que por algo es facha facha. La consecuencia es que casi todos los partidos apoyan leyes que van en contra de la propiedad privada y contra los propietarios. Cuando las cosas explotan, que es lo que pasa actualmente, (con más de 100.000 okupaciones ilegales) algunos sugieren una modificación de la ley actual. La Fiscal General, Delgado, anuncia un remiendo antiokupación. En realidad, un engaño demagógico que alabarán los siervos mediáticos subvencionados, como una gran solución de izquierdas. Pero es postureo, engañifa progre.

Entiendo que podemitas y social-sanchistas, voten leyes que castiguen a los propietarios y a la propiedad privada. Pero los políticos de ‘derechas’, por simplificar, que defienden- así está en sus programas- la libertad y la propiedad privada, también apoyaron estas leyes socialcomunistas, expropiatorias de hecho. Que se parecen, en la práctica, al ‘exprópiese’ del tiranuelo Chavez.

P.D. En el mundo real, los procedimientos judiciales para desocupar, son lentísimos y muy gravosos para el propietario, aunque, teóricamente, - incluso con las leyes actuales- podrían ser más rápidos. Pero este gobierno socialcomunista tiene más voluntad política de proteger a los okupas (de cada vez más violentos) que a los legítimos propietarios. Este es el problema de fondo. Si algún propietario les vota, merece que le okupen. Por tonto.

Si no es propietario, sepa que este desprecio legal a la propiedad privada, siempre ha conducido a la pobreza generalizada y a la dependencia económica de los ciudadanos/súbditos al Estado todopoderoso. Es lo que espera que suceda este gobierno, mentiroso y sin escrúpulos, cuyo presidente es capaz de dar el pésame, con cara compungida, a los terroristas. Y esconder miles de muertos por coronavirus. Para mantenerse en el sillón y en el avión. Con el silencio de la canalla mediática.

Resumiendo, consciente y voluntario fracaso en proteger los legítimos derechos de los propietarios. El vacío de poder lo ocuparán (aparte de las empresas Desokupa), las mafias. Luego daremos la culpa a la ultraderecha, que no se apiada de los sin techo. Para eso están las televisiones subvencionadas de progreso.

P.D. Si se trata de violencia de género, es rapidísimo encarcelar al denunciado. Aunque sea inocente. Pero da igual porque es un hombre.

Al chaletazo del comunista Iglesias, lo protegen un mínimo de veinte guardias civiles. O policías.

Socialcomunismo auténtico.

Desgracia auténtica.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

Compartir en Meneame

+

0 comentarios