www.mallorcadiario.com

Tezanos se hace un Redondo

sábado 18 de septiembre de 2021, 11:31h

El CIS sigue apostando por el crecimiento del apoyo ciudadano a Sánchez. En el barómetro correspondiente al mes de septiembre, al analizar la estimación de voto, informa que aumenta la diferencia entre el PSOE y el PP. La coloca en diez puntos absolutos.

Estos datos no serían noticiables si no encadenaran dos años de crecimiento de los partidos de izquierda que chocan radicalmente con la realidad. Los desvíos de las estimaciones con los resultados electorales son cada vez mayores. En algunos casos escandalosos y siempre con el mismo sesgo.

La argumentación basada en que los modelos tradicionales apropiados para sistemas de competición básicamente bipartidista no reflejan adecuadamente la realidad empírica multipartidista resultante tras las elecciones de 2015 no se mantiene en la medida que, a diferencia de muchas otras encuestas sociológicas, no se han acercado a prácticamente ningún resultado electoral.

Resulta difícil separar los resultados del papel que juega su presidente. Aparentemente, a Tezanos le pesa haber pertenecido a la ejecutiva socialista. La opinión pública está viviendo con estupor la confrontación política y el mitin permanente mientras se agudizan los problemas de los ciudadanos en un escenario postcovid muy delicado como para hacerle la ola al ejecutivo.

En este sentido, la experiencia reciente nos lleva a la ya célebre afirmación de Iván Redondo, siendo director de gabinete de la Presidencia del Gobierno, que un asesor debe "tirarse por un barranco" por su presidente. Redondo acabó en el barranco, pero sin necesidad de mostrar el arrojo del que hacía gala. Fue más bien por un empujoncito del presidente.

Haber facilitado o tolerado el poder del populismo autoritario, la intolerancia y el fundamentalismo no son bien vistos por la sociedad.

El recibo de la luz está derivando en un vodevil, a costa del bolsillo de los ciudadanos, que no reduce la factura energética.

El fiasco de la llamada mesa de diálogo convocada por el Gobierno y la Generalitat para tratar el conflicto catalán es notorio. Se ha limitado a tirar de chequera, sin contentar a nadie, dividiendo a los independentistas e irritando al resto de comunidades, incluidas las propias.

No importa que Tezanos muestre su adhesión inquebrantable al presidente que le nombró. Sánchez ya le mostrará el suyo cuando llegue el momento.

Buen finde.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+
0 comentarios
Compartir en Meneame