www.mallorcadiario.com
El Museu de Mallorca acogerá la cabeza de Augusto encontrada en Pollentia hace cinco siglos
Ampliar

El Museu de Mallorca acogerá la cabeza de Augusto encontrada en Pollentia hace cinco siglos

Por Redacción
martes 05 de abril de 2022, 15:40h

El Ministerio de Cultura y Deporte ha adquirido la cabeza del emperador romano Augusto, que fue encontrada en el siglo XVI en la antigua ciudad romana de Pollentia, ubicada en el municipio de Alcúdia. La transacción económica ha alcanzado el valor de 250.000 euros.

Se trata del retrato en mármol del primer emperador romano, que se expondrá próximamente en el Museu de Mallorca, al cual pertenecerá tras el acuerdo de compra entre el Estado y los actuales propietarios, según ha informado la Conselleria de Fons Europeus, Universitat i Cultura, este martes.

Desde el siglo XVIII hasta la actualidad, esta obra ha formado parte de la colección del Marqués de Campofranco, y ha sido conservada en el Casal de Can Pueyo, en Palma. En 2015, fue declarada Bien de Interés Cultural.

La Conselleria de Fons Europeus ha asegurado que esta adquisición supone "un notable enriquecimiento de las colecciones públicas españolas" y, en particular, para las del Museu de Mallorca. El Estado incorpora, de esta manera, a las colecciones estatales "un importante legado de la presencia romana en el Mediterráneo, y en concreto, en Baleares", han apuntado.

ESCULPIDA ENTRE LOS AÑOS 30 Y 20 ANTES DE CRISTO

La cabeza, de tipo velado, fue esculpida en los años 30-20 a.C. y es considerada uno de los retratos más relevantes de Augusto en el inicio de su actividad política. En ese momento, acababa de vencer a Marco Antonio y a su aliada Cleopatra en la batalla de Actium, en el 31 a.C. y empezaba una nueva etapa como emperador.

Este tipo de retratos combinan la iconografía que enaltece la energía y heroicidad del emperador con los valores cívicos y religiosos representados por el velo para poner de relieve el carácter pacificador y cohesionador cultural del Imperio.

El rostro muestra una expresión inquieta y enérgica y, por su tamaño y algunos elementos de ensamblaje, se deduce que, aunque fue trabajada aparte, estaba encajada en un cuerpo de tamaño natural formando una estatua imperial togada completa.

La escultura debió estar emplazada en un lugar público de la ciudad romana de Pollentia, por lo que adquiría un marcado carácter oficial y es testimonio de la rápida adhesión de los hispanos al nuevo régimen político romano.

Suscríbase aquí gratis a nuestro boletín diario. Síganos en Twitter y Facebook. Toda la actualidad de Mallorca en mallorcadiario.com.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+
0 comentarios
Compartir en Meneame