www.mallorcadiario.com
'Probablemente sea un verano intenso de pateras; Argelia no acepta devoluciones'
Ampliar
(Foto: J. Fernández Ortega)

"Probablemente sea un verano intenso de pateras; Argelia no acepta devoluciones"

Por Cristina Suárez
domingo 01 de mayo de 2022, 23:00h
Baleares se adentra en unos meses cruciales, después de dos años de pandemia y con un escenario económico marcado por la inflación. A la previsión de récord de llegadas hay que sumar la realidad demográfica de una comunidad que no para de crecer en residentes. Todo ello se traduce en una necesidad de recursos que no van a la par. Infraestructuras, depuración, gestión de Costas, seguridad ciudadana. La delegada del Gobierno, Aina Calvo, asegura que la solución pasa por mayor presencia y recursos del Estado en Baleares.

¿Cómo van los refuerzos policiales para este verano?

Están solicitados al ministro del Interior desde febrero. Necesitamos refuerzos y los necesitamos antes, desde el 1 de junio.

¿Y va a ser así?

Aún no tengo respuesta. Refuerzo va a haber y creemos que en buena parte sí que los tendremos a partir del 1 de junio. No obstante, no voy a esconder que en junio se celebra una Cumbre de la OTAN en Madrid y eso va a determinar mucho la disponibilidad de efectivos en dicho mes, sobre todo para la Policía Nacional.

No se moja de si van a ser más de 300, como el año pasado...

No, no tengo idea. Siempre pedimos más.

Se lo pregunto por el verano que nos espera, con previsión de número de llegadas aún por encima de las de 2019.

Claro, hay tres argumentos con los que fundamentamos la discriminación positiva. Por un lado, esa previsión de llegadas y por otro lado, el Brexit, que nos va a generar un escenario complicado en el aeropuerto y en atención ciudadana. Pero luego hay un tercer motivo, incontestable y que sirve para todo el año, y es que somos una comunidad que crece exponencialmente, con un 38 por ciento a cuatro años vista mientras que la media española se queda en un 17. Hay necesidad de actualizar nuestras plantillas.

¿Madrid es consciente de esta España que se llena por momentos?

Yo creo que sí, y la tarea la están haciendo muy bien las comunidades autónomas que lo sufren. El modelo de cogobernanza que nos trajo la pandemia tiene como derivada esa puesta en común de miradas distintas. Precisamente por ello, por esa capacidad de mirarnos más unos a otros, en Baleares recibimos una respuesta distinta con fondos directos a empresas por valor de 855 millones de euros, lo nunca antes visto, y eso fue porque se atendió nuestra realidad.

Una evidencia de que se crece en población pero los recursos no van a la par es la depuración de agua. Palma tendrá una nueva depuradora en 2026... Después de un calvario medioambiental de décadas.

Sí, al fin, llevamos muchos años de retraso. Estaba claro que estábamos a punto de colapso y afortunadamente, ha cambiado mucho la política ambiental en este país. Necesitamos una biodiversidad elevada y un ecosistema activo para protegernos como especie.

Se le pregunto como exalcaldesa de Palma, ¿ha evolucionado la percepción de este problema?

Muchísimo. Hemos mejorado, la población es mucho más consciente.

Se lo pregunto a usted como política.

Nosotros en aquel momento no teníamos el mismo grado de conocimiento científico que ahora, los datos que se manejan hoy no los manejábamos entonces. Ahora bien, lo de tener una depuradora que diera abasto, era urgente ya entonces.

Otro problema que se complica por momentos es el de la vivienda, también inalcanzable para los funcionarios.

Sí, y repito que en el Gobierno son conscientes de ello, empezando por el titular de Interior, que se encuentra con el problema de la ubicación de efectivos. Judicatura, extranjería... A todos se les hace cuesta arriba venir a trabajar aquí. Por eso, el Govern balear está valorando diseñar un plan específico de acceso a la vivienda para permitir una mayor presencia de funcionarios del Estado en las islas.

¿Y el plus de insularidad?

La Administración General del Estado ha elaborado, de momento, un plan de refuerzo de la presencia del Estado en los territorios a partir de especificidades, y lo insular tiene características determinadas. Yo no sé si se va a acabar llamando plus pero sí sé que nosotros no somos Canarias y nuestra estrategia no debe ser compararnos con ellos –son ultraperifericos y tienen otra derivada- sino dejar patente que nuestro crecimiento poblacional es exponencial y necesitamos un plus de atención. No sé si eso se va a traducir en ayudas a la vivienda o mejoras laborales si se acepta venir a trabajar aquí por un número determinado de años, pero en cualquier caso, hablamos de incentivos, de volvernos atractivos.

Hablemos de los chiringuitos de playa. Demarcación de Costas ha puesto en la diana estos negocios denegando permisos de apertura. ¿Por qué tantos palos a las ruedas justo ahora?

Hay una intención de afrontar un reto tenemos pendiente, que es relacionarnos con nuestro litoral de manera respetuosa. Por el bien medioambiental y por el nuestro propio. Hace años era impensable que 13 personas murieran por una torrentada y ocurrió por la fuerza de la naturaleza, por el cambio climático. Son deciones difíciles e impopulares pero hay que hacer algo. Hay que afrontar la gestión del litoral sabiendo que la invasión de la costa es una amenaza real.

No obstante, quiero resaltar que esos expedientes están abiertos y las partes han alegado. Sabemos cómo ha empezado pero no cómo acabarán.

¿Hay esperanza?

No están resueltos. Las partes han presentado alegaciones y serán valoradas.

¿No hay turismofobia en estos informes?

Le aseguro que no. No es turismofobia, es cambio climático. Es la centralidad de la política ambiental de este Gobierno, apremiada también por una política europea y autonómica que avanzan en el mismo sentido.

Cambiemos de asunto. Pateras.

Ese sí que es un reto... Todo apunta a que será una temporada intensa. Es verdad que estamos a mayo y de momento no ha habido, quizás por las condiciones del mar, pero sabemos que tendremos una dificultad añadida y es que Argelia ya ha anunciado que no va a admitir la devolución de estos ciudadanos y por tanto, entendemos que seguirá reproduciéndose el mismo comportamiento que hasta ahora y es que emplean Baleares como paso previo a su curso migratorio hacia Francia, Bélgica.

Así que puede haber atasco en las gestiones.

Deberemos ser muy rápidos y ágiles. No obstante, hay que recordar que cuando estas personas son interceptados, quedan retenidos un máximo de 72 horas para ser identificados. Después, quedan en libertad porque no han cometido ningún delito (a excepción de los patrones). Hay una idea confusa de la gestión de estas personas porque en el 2020,con toda la población confinada, teníamos que asumir a todos los que llegaban en el programa humanitario por un motivo de aislamiento Covid, pero ahora, sin toques de queda ni cuarentenas, quedan automáticamente libres, a excepción de los perfiles vulnerables (menores, mujeres, enfermos, solicitantes de asilo). El resto, insisto, seguirán marchándose como hasta ahora, por su cuenta. Con su dinero se pagan su billete de barco.

¿El cuartel de Son Tous está plenamente operativo?

Está montado con tiendas de campaña y ahora hay que instalar unos paneles que ya tenemos para que estos espacios sean más rígidos. Desmontables, pero sólidos. Así dispondrán de luz, agua, refrigeración para los meses de verano...

Hoy es 1 de mayo, hace un mes que entró en vigor la bonificación de los 20 céntimos por litro al gasoleo. ¿Cómo está respondiendo Hacienda?

Es evidente que con rapidez y agilidad. Si no, ya le digo que tendríamos una manifestación cada día –muy fundamentada- por parte del sector.

Suscríbase aquí gratis a nuestro boletín diario. Síganos en Twitter y Facebook. Toda la actualidad de Mallorca en mallorcadiario.com.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+
2 comentarios
Compartir en Meneame