www.mallorcadiario.com
Sanidad establece que tendrá que haber dos metros de separación entre los empleados
Ampliar

Sanidad establece que tendrá que haber dos metros de separación entre los empleados

jueves 09 de abril de 2020, 13:34h

Las empresas deberán modificar la disposición de sus centros de trabajo para atenerse a los nuevos requerimientos que ha marcado el Ministerio de Sanidad con el objetivo de proteger tanto a los profesionales como a los usuarios de posibles contagios del Covid-19. En este sentido, el documento que ha elaborado el departamento ministerial establece la prioridad de que entre los empleados que comparten unas mismas instalaciones exista una distancia mínima de seguridad de dos metros, si bien se abre la puerta a que las empresas puedan realizar estos ajustes en función de sus posibilidades y en la medida en que sea necesario.

El Ministerio de Sanidad ha instado a las empresas a modificar, si es necesario y en la medida de sus posibilidades, la disposición del espacio del centro de trabajo para garantizar una distancia de seguridad de dos metros entre los trabajadores, y entre los empleados y los clientes o usuarios que puedan concurrir en ese mismo lugar.

Esta es una de las medidas organizativas que se contemplan en un documento elaborado por los técnicos de Sanidad, en colaboración con los de Trabajo y Economía Social, además de con asociaciones de la administración pública y de medicina del trabajo del ámbito sanitario.

Esta iniciativa, que se incluye en el documento titulado 'Procedimiento de actuación para los servicios de prevención de riesgos laborales frente a la exposición al Sars-Cov-2', deberá ser tenida en cuenta por las empresas, especialmente las que desarrollan una actividad económica no esencial, que a partir del lunes podrán volver a funcionar.

En concreto, en el texto se dice que la disposición de los puestos de trabajo, la organización de la circulación de personas y la distribución de espacios (mobiliario, estanterías, pasillos...) en el centro de trabajo deberá modificarse, en la medida de lo posible, con el objetivo de garantizar el mantenimiento de esa distancia de seguridad.

ESCENARIOS DE RIESGO EN EL ENTORNO LABORAL

En el documento, además, se definen los escenarios de riesgo de exposición al coronavirus en el entorno laboral y, según las consideraciones de los técnicos del Ministerio de Sanidad, se hallan expuestos al riesgo el personal sanitario asistencial y no asistencial que atiende a una persona sintomática, así como los técnicos de transporte sanitario si hay contacto directo con la persona sintomática trasladada.

También entraría en este grupo el personal que trabaja en situaciones en las que no se puede evitar un contacto estrecho en el trabajo con una persona sintomática. Estos trabajadores deberán usar equipos de protección individual (EPI) biológica y, en ciertas circunstancias, que protejan de los aerosoles y frente a salpicaduras.

El documento entiende que también están en situación de riesgo otros profesionales que desarrollan su labor en el ámbito asistencial, como celadores, camilleros y trabajadores de limpieza, además de los técnicos de laboratorio que manejan pruebas de diagnóstico virológico. Al mismo tiempo, se hace mención del peligro que rodea a personal no asistencial que, sin embargo, mantiene contacto con material sanitario, fómites (sustancia que si se contamina puede transferir el patógeno de un individuo a otro) o desechos posiblemente contaminados. También estos colectivos han de utilizar el equipo EPI de protección biológica.

PERSONAL SIN ATENCIÓN DIRECTA CON EL PÚBLICO

Con baja probabilidad de exposición están, según el informe, los trabajadores sin atención directa al público, a más de dos metros de distancia o con medidas de protección colectiva que evitan el contacto, como, por ejemplo, el personal administrativo, los técnicos de transporte sanitario con barrera colectiva, sin contacto directo con el paciente, o conductores de transportes públicos con barrera colectiva o personal de seguridad.

En este caso, no es necesario que usen EPI, aunque en ciertas situaciones, como por la falta de cooperación de una persona sintomática, deben utilizar material de protección respiratoria y guantes. Estas medidas, no obstante, deben ajustarse a las condiciones de salud de la persona trabajadora, especialmente en el caso de las que son sensibles a la infección por coronavirus.

Finalmente, a partir de la evidencia científica disponible a fecha de 8 de abril, el Ministerio de Sanidad ha definido como grupos vulnerables frente al Covid-19 a las personas con diabetes, enfermedad cardiovascular, incluida la hipertensión, enfermedad pulmonar crónica, inmunodeficiencia, cáncer en fase de tratamiento activo, embarazo y mayores de 60 años.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

Compartir en Meneame

+

0 comentarios